viernes, 17 de abril de 2015

Mieditis aguditis.

"Tienen miedo del AMOR y no saber amar. Tienen miedo de la sombra y miedo de la LUZ [...] El miedo es una sombra que el temor no esquiva. El miedo es una trampa que atrapó el amor. El miedo es la palanca que apagó la VIDA. El miedo es una grieta que agrandó el DOLOR"
Pedro Guerra / Lenine / Rodney D'Assis.

Como se dice popularmente, ser madre son palabras mayores. Es bonito sí, pero el camino no está exento de miedos y temores que, cambiando de disfraz,  siempre andan al acecho, como si de la espada de Damocles se tratase.

Aún recuerdo aquellos meses de búsqueda que, según pasaban sin éxito, se hacían eternos y nos hacían ponernos en lo peor.

¡¿Y qué decir del gran momento en el que las dos deseadas rayitas o el texto de "embarazada" (sin dejar lugar a dudas) daban luz verde al recién estrenado estado de buena esperanza?! Eso sí que es pánico escénico y lo demás tonterías. Porque la cosa ya es seria y, como diría el tío de Peter Parker, "un gran poder conlleva una gran responsabilidad".

Después, llegan las primeras doce semana de riesgo, los análisis pertinentes, la prueba del azúcar, cada ecografía, si le notas moverse o no, si coges kilos de más o de menos,... Y así te plantas en el séptimo mes y empiezan las grandes decisiones: dónde dar a luz, la preparación al parto, la preparación de la bolsa de maternidad y el pack completo de másteres del universo en búsqueda de lo mejor: carrito, cuna, pañales, sillas de seguridad para el automóvil, guardería,... Y con tanto entretenimiento y horas de estudio concienzudo, se acerca la famosa fpp (fecha de parto probable) y las piernas tiemblan, cual "blandiblú".

Pero lo mejor está por llegar y en el postparto, el miedo lejos de desaparecer, se multiplica. Y he aquí mi lista de favoritos:

- El color de las cacas/mocos.
- La falta de sueño/memoria.
- La hora bruja (alrededor de las 20h cuando el sueño/cansancio acumulado se manifiesta en forma de llanto/energía desbocada).
- La (no) conciliación de la vida laboral y familiar.
- Las "-itis" (bronquiolitis, otitis, gastroenteritis, ...).
- Los primeros golpes (bendito Arnidol, que obra milagros).
- Los brazos que mal acostumbran.
- La lactancia materna extendida.
- La introducción de la alimentación complementaria.
...

Afortunadamente, al final es tan entretenido que el tiempo te echa  un capote y pasa volando. Tan rápido que, lejos de quedarte paralizada por semejante despliegue de "miedos", hace que no tengas ni un minuto para pensar y te conviertes en un claro ejemplo de proactividad en estado puro.

Para Laura y Vera (25 semanas compartiendo cuerpo serrano).

5 comentarios:

  1. Pues sí, ¡cuánta razón llevas! Hasta ahora la mejor de las lecciones que esta nueva etapa me está brindando es que nuestros pequeños, aunque de aspecto vulnerable, son fuertes como robles, auténticos supervivientes capaces de sacar todo el jugo a cada una de las nuevas vivencias que se les presentan. Porque cuanto antes aceptemos que nuestra adulta obsesión por prever y evitar no es tan beneficiosa como parece mejor. Así que vivamos el momento intensamente dejando atrás miedos y dudas, carpe diem!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ele, ele, sis! Gracias por quedarte un ratito más por aquí y dejar un comentario (¡el primero!😄).

      ¡Carpe diem, "imaginancia" e improvisación al poder! Porque ante todo, estas pequeñas fierecillas (afortunadamente) son imprevisibles. 😉

      Eliminar
    2. �� Dícese de los smiles o "esmailis" ;oD / ;oP, que yo sí que veo al escribir, pero que, por lo que parece, nadie más puede ver. ¿Estaré desarrollando súper (mami) poderes?

      Eliminar
    3. Me encanta tu blog!! Aquí una pre-madre primeriza con todo la mieditis del mundo que va a estar pendiente de ti! Hasta la parte que conozco (por el momento) tienes toda la razón! Gracias

      Eliminar
    4. ¡Gracias a ti,preciosa! Disfruta mientras dura el bollo en horno y aprovecha a tocarte la barriga a dos manos, en el sentido más amplio de la expresión.Yo también espero seguirte la pista por aquí.;oP

      Eliminar

Quedáis todas/os invitadas/os a echar un minuto extra por aquí y dejar un breve comentario.It's on the house! (¡Paga la casa!). :o)))